28 de octubre de 2015

hacer que nada signifique pronto
que muerte signifique hacia
que lejos signifique nunca
que el fin sea una conspiración
el frío es terco en esta ciudad absurda
jugamos al tedio y nadie pierde nada
nunca nada

tengo miedo

todavía no se a qué, digo
el miedo a la muerte, dices
esconde un miedo aún mayor
-me alejo, te miro aún más cerca-
tienes el pómulo izquierdo
más sonrojado que de costumbre
reaprendo su textura ambigua
lo toco lento como si no quisiera romperlo
me gusta hacerlo aunque tú detestes sentirte aún un niño
miedo, sostienes
el miedo a no haber sabido
a no haber podido
a condenarte a lo esperado
cállate, pienso, no sigas conspirando
a lo fácilmente previsible
lo correcto
lo incorrecto
son sólo divisiones absurdas
de lo conocido
-cállate de una maldita vez-
te beso lento el lóbulo caliente
el cuello
la boca
las manos que te arden como acero fundido
quiero que la muerte me tema, no digo
correr como si el juego no hubiese empezado
como si no estuviese cansada aún
voy a quedarme quieta
lejos del alivio bajo este árbol
esperando el rayo
que me parta las piernas
el cuello el abdomen el corazón
en dos

26 de octubre de 2015

el invento vital


he inventado un lugar
en donde puedo protegerme
del hastío insano de esta vivo

he inventado un lugar
en donde puedo tropezarme
caerme, lastimarme 
-no, no siento nada-

he inventado un lugar 
en donde puedo permanecer 
sola, lejos, olvidada
- no tengo miedo al final- 

he inventado un lugar
un lugar lenitivo
- fuera, al otro lado, más allá-
y a veces, sueño, 
que tú, también, inventas el mismo

y nos sobrevivimos 
quiero escribir
deseo escribir
sin ojos sin manos
sin las pesadas necesidades de un cuerpo
que se cae a cachos
quiero escribir
deseo escribir
y sostengo poemas absurdos
en la madrugada
bailo y lloro con ellos
como una eterna aspirante a conseguir
la nada más preciada
me miras lento
sonríes desde otra parte
que apenas llego a adivinar
los poemas se olvidan
siempre se olvidan
porque no significan nada
nos queremos
con eso es suficiente dices, ¿no?

25 de octubre de 2015

ahora está solo
le imagino llegando a casa
paseando por la calle mojada
sorteando las hojas de este otoño infinito
¿se arrepentirá de todo o 
pensará que es así como todo acaba?
tiene miedo
sólo hay que mirarle de cerca
no corromper los silencios casi sólidos
no dejarse intimidar por su intento nefasto
de falsa seguridad
está solo
se sabe solo
y se pregunta por qué
todos nos preguntamos por qué
cuando el final acecha